Snow Bros, de los r...
 
Avisos
Vaciar todo

Snow Bros, de los recreativos al salón de casa


lolezno
(@lolezno)
Amo del calabozo Admin
Registrado: hace 5 años
Respuestas: 112
Topic starter  

Sería allá por finales del año 1993 cuando, cierto día, al entrar en mi salón recreativo “de confianza” vi demasiada gente arremolinada junto a una de las máquinas recreativas que allí había. Sólo podía significar dos cosas: o alguien estaba marcando un nuevo récord en el juego de moda (eran típicos los corrillos alrededor de los “pro” de la época) o por el contrario, había nuevo juego y todo el mundo deseaba probarlo. Me colé como pude entre la chavalería, sorteando cigarros (y lo que no eran cigarros) humeantes y, cuando conseguí asomarme a la pantalla, pude verlo. Se trataba de Snow Bros.

A primera vista parecía un clon mas del “ya pasado de moda” Bubble Bobble (que recordemos, apareció allá por 1986, aunque a España llegara algo más tarde), pero no. Snow Bros rezumaba personalidad propia, desde sus protagonistas, los simpaticotes hermanos Nick y Tom, pasando por un elenco admirable de enemigos y niveles, que ponían a prueba los reflejos de los más experimentados jugadores de la época. Además, una dificultad justa, que va en progresión regular durante sus 50 niveles hacen de Snow Bros un juego muy adictivo y agradable, que no ha perdido un ápice de jugabilidad en estos 25 años largos que lo contemplan.

La versión arcade de este ya clásico vio la luz en la primavera de 1990, aunque por lo general fue llegando a España pasados unos años (se me hace complicado encontrar una “fecha oficial” de lanzamiento en nuestro país, pues las distribuciones Arcade poco tenían que ver con las de las ediciones domésticas, y por lo general dependían del propio operador) Desarrollado por la desaparecida Toaplan, compañía que además de Snow Bros nos dejó joyas como Tiger Heli, Truxton o Zero Wing (entre muchos otros) y que desgraciadamente entró en bancarrota tras el lanzamiento de Snow Bros 2, su último juego en aparecer en el mercado, a mediados de los 90.

Snow Bros fue poco a poco “colonizando” nuestros salones arcade y bares, era un juego bastante común de ver por nuestras tierras, quizá por eso sorprenda la escasa distribución que tuvieron sus versiones domésticas, de las que hablamos a continuación.

 

Su versión arcade, la más jugada y recordada por la mayoría de usuarios

 

• SNOW BROTHERS Nintendo NES y Nintendo GAMEBOY

Las versiones para las “8 bits” de Nintendo conservan, con bastante dignidad, la esencia del arcade. La versión para NES sigue un desarrollo muy similar al de su hermano mayor, manteniendo el mismo número de pantallas. Con una jugabilidad más que aceptable y una dificultad sensiblemente menor que su versión arcade no supone un reto demasiado difícil para jugadores experimentados. Como es lógico, tanto el apartado gráfico como sonoro están por debajo de la versión original, aunque como ya mencionamos anteriormente el resultado es un port bastante digno y fiel al arcade. Debido a su escasa distribución (llegó a nuestro país bajo el sello de CAPCOM), en la actualidad es una pieza bastante buscada por los coleccionistas de la consola de Nintendo.

 

La versión de NES, un port más que digno de su hermano mayor
 

En el caso de la portátil de Nintendo, hablamos de un port bastante más limitado técnicamente que sus “hermanos mayores” (destacaría especialmente un apartado sonoro muy trabajado) aunque consigue conservar la esencia y jugabilidad del original. Sigue un desarrollo similar al resto de plataformas, aunque en este caso se incluyeron 10 nuevas pantallas y un final alternativo al de las versiones arcade y NES, incluyendo nuevo jefe final. Como ocurre con su versión de NES, a día de hoy es difícil hacerse con uno completo, especialmente en su edición Española, distribuido también por CAPCOM en nuestra tierra.

 

La versión para la pequeña de Nintendo dejó muy buen sabor de boca pese a sus limitaciones

 

• SNOW BROS Sega Megadrive

La versión para la 16 bits de SEGA es, sin duda, la que más se acerca al arcade original, tanto a nivel técnico (lógicamente, en este aspecto es y tenía que ser superior a las versiones para las consolas de Nintendo) como en jugabilidad. Es una delicia poder disfrutar de este clásico en el salón de casa casi como si lo hicieras en el salón arcade. El desarrollo del juego es prácticamente idéntico a su hermano mayor, con la diferencia principal de que incluye 20 nuevos niveles, que curiosamente, se juegan con las princesas (recordemos que el objetivo del juego era rescatar a las princesas que habían sido secuestradas) tras ser Nick y Tom capturados al eliminar al que parecía ser el último jefe.

Desgraciadamente para nosotros (e incomprensiblemente, desde mi punto de vista) este juego nunca salió de Japón (allí fue TENGEN la encargada de su distribución, la cual si editó bastantes juegos fuera de tierras niponas), y a día de hoy es tarea complicada (y nada barata) hacerse con una copia de uno de los juegos más divertidos aparecidos para la consola de Sega.

 

La versión para Megadrive es, sin duda, la más fiel a la original
 

Tras el éxito de la primera versión, Toaplan sacó al mercado una segunda parte allá por el año 1994 (el que fue su último juego) que seguía una línea muy similar al primero, incluyendo nuevos enemigos, pantallas etc. Las principales novedades fueron la posibilidad de jugar hasta 4 jugadores simultáneamente y algunas pantallas con scroll vertical. Gráficamente, tampoco aportaba demasiado a su predecesor, unos sprites algo mas trabajados y animaciones sensiblemente más fluidas, pero nada especialmente destacable. No gozó del éxito de la primera entrega, pero si es un juego entretenido y a tener en cuenta. También existe un mal llamado Snow Bros 3, editado ya por una empresa completamente ajena a Toaplan (Syrmex, desarrolladora independiente) que es un hack de la primera entrega, que modifica los fondos y sprites de personajes y enemigos, a mi parecer, no mejora en nada a éste, mas bien todo lo contrario.

 

 

Ya para finalizar, me gustaría dejaros con unas fotos de todas las versiones domésticas aparecidas, espero hayáis disfrutado de estas líneas, y os haya servido para volver a descubrir este gran clásico. Si nunca has tenido el placer de jugarlo, quizá ahora sea una buena oportunidad para hacerlo!

 


Jayzied me gusta
Citar
Etiquetas del debate
Jayzied
(@jayzied)
Usuario
Registrado: hace 1 año
Respuestas: 8
 

Buen artículo lolezno.

Aunque parezca de chiste, es un título que descubrí bastante mayor, ya que en la época de "crío", la única máquina recreativa que tenía a mano en el barrio era el tan jugado Street Fighter 2.

El port que he jugado más es el de NES y, la verdad, me resultó divertido, rápido, simple (en su buen sentido), muy accesible y, en definitiva, un título digno de tener en la colección.

Gracias por el artículo!


lolezno me gusta
ResponderCitar
lolezno
(@lolezno)
Amo del calabozo Admin
Registrado: hace 5 años
Respuestas: 112
Topic starter  

@jayzied el Port de NES es muy chulo si, aunque si queremos fidelidad al arcade, el de Mega Drive es el que se lleva la palma. La pena en ambos casos, el precio, especialmente el de Mega, que ya se piden locuras por el. Y una pena (y algo que nunca termino se entender) como no salió de territorio japonés, sobre todo teniendo en cuenta que el arcade era un juego super conocido, pero bueno, ya sabe con estas cosas.


ResponderCitar
Compartir:

Compártelo!